César Sarachu. Actor del gesto y del silencio Imprimir

CÉSAR SARACHU
EL GESTO Y EL SILENCIO

 intensamenteazules 001 B copia
 CÉSAR SARACHU
INTENSAMENTE AZULES
FOTO: SERGIO PARRA

La mayoría de los españoles primero conoció a Bernardo, incluido yo. Bernardo era un personaje larguirucho  expresivo y un tanto peculiar, muy enmadrado, y escrupuloso administrativo de una empresa. Nunca supe qué es lo que se cocinaba en la tal empresa salvo que los variopintos empleados/as, a cada cual más estrambótico, no daban un palo al agua, salvo acudir, ritualmente, a una máquina de café en la serie televisiva Camera  Café dirigida por Luis Guiridi.

  P2380167 C
 

CÉSAR SARACHU
FOTO: www.madridteatro.net

  00 intensamente C
 

CÉSAR SARACHU
INTENSAMENTE AZULES
FOTO: SERGIO PARRA 

Posteriormente se supo que dentro de la carcasa de Bernardo anidaba César Sarachu, (Barakaldo, Vizcaya, 28 de diciembre de 1958)actor desconocido para la mayoría. El interrogante "¿Quién es?" creó una especie de leyenda tanto por su formación en la mítica escuela de Jaques Lecoq en París, como por sus interpretaciones por los gélidos países del norte  de Europa (Suecia), y sus trabajos bajo la dirección Simón McBurney y Peter Brook. En España catamos sus dotes interpretativas en un Festival de  Otoño en The Master and Margarita (CLIKEAR), dirigido por Simón McBurney. A partir  de  ahí Bernardo quedó en segundo lugar, y fue César  Sarachu en Reikiavik (CLIKEAR) de  Juan Mayorga, Los Gondra (CLIKEAR) de Borja  Ortiz de Gondra, y ahora se ha vuelto a liar con Juan Mayorga para  Intensamente azules (CLIKEAR).

  • He tenido un cómplice maravilloso para ello. César Sarachu, con quien ya compartí aquella aventura que llamamos Reikiavik (CLIKEAR), es un actor de una elocuencia extraordinaria, capaz de llenar de poesía cada gesto. Ha sido un placer buscar con él el teatro de Intensamente azules (CLIKEAR).

El Intensamente azules (CLIKEAR), escénico - primero fue libro ilustrado - tiene  mucho que ver con César ya que ha sido una creación en comandita con Juan Mayorga, y en este texto teatral, el propio César piensa que se puede descubrir

  • mucho de cómo es el actor César Sarachu por el modo cómo está contado.

DE BERNARDO A CÉSAR SARACHU  

Alejado de las tablas españolas César entró en España como el popular Bernardo, el cual pudo haberlo engullido, como sucede a veces con brillantes personajes dramáticos.

  • No creo que ser  famoso por el personaje de televisión sea negativo. En un principio…, no sé si decir que te  molesta por la impresión de la gente que piensa que  acabas de llegar cuando llevas muchos años trabajando y en sitios importantes, pero estoy absolutamente contento de haber  tenido esa oportunidad. Creo que el personaje de Bernardo, era  muy bonito, estuvo muy bien construido. Era un programa que  tenía calidad y la gente todavía lo recuerda con cariño. En principio no tengo ningún problema con ello. Creo que es positivo.

Aparte  de los ingeniosos personajes y situaciones, Camera café acudía a una puesta en escena original, al resolver todo en un plano secuencia y desde un punto de vista subjetivo: el de la máquina del café. Ella era una especie de espía que registraba la picaresca de aquellos empleados, incluido su jefe. Por otra parte  requería, al ser un plano secuencia, la seguridad textual e interpretativa de los actores.

Aunque Bernardo no perjudicó a César sí reconoce que

  • de cara a lo que se llama el gran público te lleva tiempo romper una imagen determinada y decir "no soy sólo esto sino que soy un actor al que  le gusta pasar por todo el espectro", pero  poco a poco y con paciencia está llegando y, entre otras cosas, gracias  a Juan Mayorga. Es el que  de verdad me está dando la oportunidad de  volver al teatro. Hacía 25 años cuando hice Reikiavik (CLIKEAR) que no me subía a un escenario en España, y es mucho tiempo.  

Entre sus trabajos foráneos en teatro, ha actuado en Londres con la compañía Complicite en los espectáculos The Street of Crocodiles y The Master and Margarita (CLIKEAR), ambos dirigidos por Simón McBurney. En Suecia, entre otras, con la compañía Unga Klara de Stockholm Stadsteatern en los espectáculos Mörkertid (Tiempo de Oscuridad) y Det Allra Viktigaste (Lo Más Importante), bajo la dirección de Suzanne Osten. En París con Peter Brook en los espectáculos Fragments y 11&12.

En Cine ha trabajado con los Quay Brothers en Institute Benjamenta y The Piano Tuner of Earthquakes. En Suecia, entre otros, en När Mörkret Faller (Cuando Cae la Oscuridad) de A. Nilson, Möte med ondskan (Cita con el Mal) de Reza Parsa y Wellkam to Verona de Suzanne Osten . En París protagonizó la película L’Homme Qui Marche dirigida por Aurélia Georges. Participó también en el documental The Tightrope, sobre el método de trabajo de Peter Brook, dirigido por su hijo Simón Brook. En televisión y new media ha protagonizado las series Canalone y Guebone.

VOLVER A ESPAÑA
VOLVER A TRBAJAR EN MI LENGUA

Reikiavik 070 B  
ELENA RAYOS/ CÉSAR SARACHU / DANIELK ALBADALEJO
REIKIAVIK
FOTO: SERGIO PARRA
 

El volver a España y echar raíces, tras tantos trabajos en el extranjero se debe a que

  • es mi país y llevaba 25 años no pudiendo trabajar en mi lengua, lo cual añade dificultad al hecho de actuar, aunque ha sido un trabajo fantástico el haber  podido actuar en el Teatro Nacional en Londres; en el Patio de  Honor en el Palacio de los Papasen Aviñón o trabajar en Nueva York, Tokio… Es maravilloso, pero llegas a un punto, con la edad que ya tengo, que, con la experiencia adquirida, te apetece poder hacer personajes de verdad exigentes, y en este sentido, es mucho más fácil trabajar en mi lengua que fuera. Los últimos años que trabajé con Simón y Brook, a mí que no soy una gran estrella, ya no me decían "Vente para hacer este personaje". Me decía "¡Vente!".  Yo iba encantado, por supuesto, pero luego la gente trabaja ya a un nivel de decir: Hoy, "Prueba este personaje". "Vale", y lo pruebas. Mañana, "Prueba este personaje" Y lo pruebas. El director quiere verte de lo que eres capaz. Cuando no trabajas en tu lengua pues… Yo en Londres trabajar con magníficos actores ingleses que dominan el idioma, que dominan el ritmo, que  dominan cómo funciona todo, llegar a todos esos grandes personajes es mucho más complicado. Sin embargo conociendo el lenguaje, aunque me han dicho aquí "Tú tienes acento" "¿Tengo acento? Bueno pues ya se irá", me es más fácil llegar a personajes de verdad. De hecho estoy muy contento de haberme encontrado con Juan  por la calidad del teatro que escribe, por los personajes que me ha ofrecido ya sea el de Reikiavik (CLIKEAR) o el de Intensamente azules (CLIKEAR).

ACTOR DEL GESTO Y DEL SILENCIO

  P2380113 B
  CÉSAR SARACHU / JUAN MAYORGA
FOTO: www.madridteatro.net
  intensamenteazules 003 b copia
  CÉSAR  SARACHU
INTENSAMENTE AZULES
FOTO: SERGIO PARRA

César Sarachu ha sido descrito como un actor del gesto. Algo de ello pudimos comprobar en Cámera Café.

  • Sí soy un actor de teatro que tengo que usar el cuerpo, lo cual me estoy dando cuenta de que hay directores en España que les asusta, pero meda igual, porque no pienso renunciar a quién soy yo como actor. Me pone un poco nervioso que la gente empiece a hablarte de naturalismo. Me digo "¿Mmm,qué es eso?" Yo tengo mis maestros de los que he aprendido. Sé que Brook habla del gesto naturalista y del gesto que no es naturalista y que le interesa más el gesto que no es, necesariamente, naturalista. Del o que se trata es lo que estás contando y cómo lo estás contando y lo que  le llega al público y si eres capaz de emocionar al público. En una entrevista que le hacían a Simón le decían: "Usted hace teatro físico". Respondía:"Usted, como público, lo primero que ve en la escena es un cuerpo. ¿Hay algún teatro que no sea físico?"  Yo soy un actor del cuerpo y creo que es una riqueza, aunque estoy dispuesto a aprender, porque tengo muchísimo que aprender, pero lo que no puedo renunciar a mis fuentes, a los maestros y maestras con los que yo he aprendido, a lo que es mi esencia y en lo que yo creo.

En Reikiavik (CLIKEAR) interpretaba a Spanski pero con un simple ponerse un pendiente se transformaba en la esposa de Spanski. Se colocaba una gabardina y era el Soviet supremo. En Intensamente azules (CLIKEAR)construye toda una familia con un par de elementos o bien con solo el gesto. Juan Mayorga pondera todas estas habilidades y considera a César como

  • mucho más que un gran actor. En César está el demonio y el duende del Teatro. La disquisición de un teatro del gesto y un teatro de la palabra es falsa. En teatro la palabra es gesto, la palabra tiene una materialidad, y, en este sentido, César Sarachu es un virtuoso del gesto, pero también de ese gesto que es la palabra  misma. Su palabra es gesto. Los que conozcan al Bernardo de Cámera Café van a salir encantados de  Intensamente azules (CLIKEAR)  y los que no lo conozcan también. Unos y otros van a descubrir a César Sarachu cantante de Boleros, porque la lectura del  mundo como representación lo lleva a tatarear y finalmente  a cantar Boleros. También habrá momentos en que clave la frase y otros en que guarde silencio, el cual es importante en el teatro, pues el silencio también habla. Intensamente azules (CLIKEAR)es un monólogo a  muchas voces y silencios, en el que los personajes conversan con sus silencios.

Por su parte César  subraya que

  • el silencio para mí es vital. Es algo que cada vez me  interesa más, pero no solamente en el teatro sino en la vida. Cada vez me siento más atraído hacia ello y, como actor, me parece vital. Cualquier actor con sensibilidad se da cuenta cuánto de la narración está en los silencios.

César Sarachu Izquierdo comenzó haciendo teatro en escenarios del País Vasco. Posteriormente se trasladó a Madrid a ampliar su formación, pero no fue admitido en la Real Escuela Superior de Arte Dramático: "Estaba tan nervioso que se me quedó la boca tan seca, que no era capaz ni de articular palabra". Había preparado un poema de Vicente Aleixandre.  En 1986 se traslada a París, donde entra en la escuela de Jacques Lecoq. En esa ciudad conoció a la que sería su mujer, Åsa, una actriz sueca y actualmente inmersa en un proyecto para recuperar dramaturgas suecas de  finales del siglo XIX y comienzo del siglo XX,  con la que posteriormente se trasladó a vivir a Estocolmo, donde fue conocido por sus papeles dramáticos en obras de teatro.


Más información
     Intensamente azules. Mayorga_Sarachu   

José Ramón Díaz Sande
Copyright©diazsande