El cuaderno de Pitágoras. Africa_CDN Imprimir

CUADERNODEPITAGORAS CARTEL  

EL CUADERNO DE PITÁGORAS

texto  y dirección
CAROLINA ÁFRICA

intérpretes
MANOLO CARO,  EMMANUEL CEA, GLEDYS IBARRA,
HELENA LANZA, ASCEN LÓPEZ, JORGE MAYOR,
NURIA MENCÍA, PEPE SEVILLA, VICTORIA TEIJEIRO

en el
TEATRO VALLE-INCLÁN
(SALA FRANCISCO NIEVA)
de
MADRID 

Del 18 de enero al 20 de febrero de 2022


- El cuaderno de Pitágoras cuestiona los estigmas existentes en torno a la realidad carcelaria.  Está inspirada en casos reales.

- Carolina África, la autora y directora, construye esta comedia dramática a partir de su experiencia como voluntaria en un módulo penitenciario.

- Son historias de vida que reflejan el lado humano y no institucional de la cárcel.

- Lo peor que puede pasar en las cárceles es que nadie entre n ellas. Quiero invitar a la Sociedad a que vean tras esos muros a las personas y no sólo al delincuente


EL CUADERNO DE b
FOTO: LUZ SORIA

Un grupo de reclusos participa en la elaboración de una obra teatral que culminará con la exhibición final del espectáculo - íntegramente creado por ellos - ante sus familiares. Paqui y Furia son los protagonistas de esta historia coral donde se cuestiona el concepto de reinserción social analizando las dificultades, prejuicios y estigmas a los que se enfrenta todo aquel que haya cumplido o esté cumpliendo una condena.

EL CUADERNO DE C
FOTO: LUZ SORIA

El título El cuaderno de Pitágoras viene a cuento porque, como en la navegación, se asiste a un registro del proceso de ensayos, que se entrecruza con otras tramas, cuya esencia es la lucha por volver a construir una vida digna en libertad y el esfuerzo por sacar adelante a las familias en circunstancias especialmente complejas y dolorosas. 

El texto es anterior a la propuesta de Alfredo Sanzol, director artístico del CDN (Centro Dramático Nacional), a Carolina África para que preparase un proyecto a estrenar en el CDN. Leído  y analizado se dio vía libre para su puesta en escena.  Sanzol precisa que

este texto nace de la experiencia personal de Carolina como trabajadora en la cárcel de Valdemoro. Para mí tiene una relevancia y es necesario, especialmente, porque nos ponen contacto humano y personal con la vida, el imaginario, las emociones y la sensaciones que no se pueden decir que es necesarios sentir y ver a través de los cuerpos de algunas personas de la población reclusa. Las cárceles siguen siendo un elemento perturbador, aunque parece que no hay una alternativa a la cárcel como elemento disuasorio, y El cuaderno de Pitágoras se ocupa de esta perturbación. 

CAROLINA ÁFRICA, autora y directora 

   
  africa BN b
  CAROLINA ÁFRICA
FOTO 1: carolinafrica.com
FOTO 2: www.madridteatro.net

Carolina África es dramaturga, guionista, directora, actriz y productora-socia fundadora de La Belloch Teatro S.L. Entre sus obras - escritas y dirigidas - destacan Verano en diciembre (CLICK) (Premio Nacional Calderón de la Barca 2012, finalista a los premios Max 2014), Vientos de levante  (Premio Nacional Directoras de escena Torrejón 2017), La penúltima (estrenada en Berlín 2011. Premio Encinart. La Rioja 2013), Modërna (para el Frinje 2016, coescrita y codirigida junto a Julio Provencio) y Otoño en abril (CLICK) (II Beca de Creación del Pavón Teatro Kamikaze). Ha versionado para la Compañía Nacional de Teatro Clásico (CNTC) y sus espectáculos han estado programados en el Centro Dramático Nacional y Teatro Español y han girado por Alemania, Argentina, Colombia, Uruguay, México.  También han sido montados en Inglaterra, , Argentina, Uruguay e Italia. Algunas de sus obras han sido traducidas al inglés, italiano, croata y publicadas en diferentes editoriales. Como docente ha impartido seminarios de interpretación y dramaturgia. Como actriz ha trabajado con José María Flotats (Beaumarchais. Teatro Español) (CLICK), Magüi Mira (Festen. CDN. 2017) (CLICK)  o David Trueba (Vivir es fácil con los ojos cerrados), entre otros.

Es la primera vez que me producen un texto y por ello gracias al CDN por confiar en mí. Estoy muy contenta porque hay mucha alma y corazón metidos en este proyecto, surgido como voluntario en la cárcel de Valdemoro. Lo que quiero transmitir con esta función es lo que a mí me transformó.

ENTRÉ CON MUCHÍSIMO PREJUICIOS,
ESE PRIMER DÍA SE ME CAYERON

La primera colaboración de Carolina África con la cárcel consistió en dar una charla sobre la dramaturgia a unos reclusos de un módulo, que iban a montar una obra de teatro como si fuera una compañía profesional.

   
EL CUADERNO F  
EL CUADERNO G  
EL CUADERNO DE D  
EL CUADERNO DE L  
 EL CUADERNO DE J  
 EL CUADERNO DE R  
 EL CUADERNO DE U  
 EL CUADERNO DE Z  
 FOTOS: LUZ SORIA  

Entré con muchísimo prejuicios. Ya ese primer día se me cayeron un montón de prejuicios. Mi primera impresión está plasmada en el personaje de Macarena, desde unas sensaciones muy frías, olores, recordarme al colegio de Monjas, al comedor, ver rostros rudos, cuerpos que yo quería salir corriendo, pero disimulo. Yo llevaba una barrera muy fuerte, pues era un módulo de unos 30 hombres con unas caras muy curtidas y muy castigadas. Estaba en una especie de "shock", pero durante esas dos horas se hicieron dinámicas teatrales como se hacen en cualquier taller de teatro y su predisposición al juego es la misma que en cualquier taller de teatro. Les di claves y contaron historias que querían contar. Te ilusionas como con cualquier grupo de teatro y me di cuenta que en  esas dos horas, sin teléfono móvil, hacía accedido a una libertad muy rara, pues no era esclava de todo un entorno. El tiempo estaba suspendido. Cuando haces teatro puedes estar en la playa, en el bosque… Para ellos fue un ejercicio de imaginación. 

LA CÁRCEL, UN ELEMENTO PERTURBADOR

Carolina había entrado en la cárcel por medio de Elena López Nieto, que trabajaba el movimiento y danza con los reclusos y es la creadora del movimiento escénico de El cuaderno de Pitágoras. Al terminar aquella jornada Elena propuso a Carolina si quería continuar otros días.

Volví al día siguiente. Desde el 2016 sigo yendo y acompañando a los chicos del módulo, que cada año van cambiando, y cada año me doy cuenta de que salgo con más preguntas y menos respuestas, cómo es el que la cárcel, como dice Alfredo, es un elemento perturbador en cuanto que consigue todo lo contrario de lo, en principio, defiende la Constitución en lo que deben ser las penas privativas de libertad. 

La obra que se estaba montando eran diferentes historias, partiendo de sus propias historias reales con el título de Esperanzas conectadas. Una de las peculiaridades es que los personajes creados

no eran blancos  o negros. Todos tenían aristas: delincuentes, policías, padres, enfermos…Les acompañé durante todo el año y la representación, que es una sola,  fue muy emocionante, y lo metateatral era más potente que lo teatral, pues había un intercambio familiar, aunque lo teatral era muy potente, porque encarnan el juego con una naturalidad, que podrían hacer un protagonista en cualquier teatro. 

DESHUMANIZAMOS POR COMPLETO
A LAS PERSONAS QUE ESTÁN EN PRISIÓN,
Y SON PERSONAS COMO NOSOTROS

Lo que descubrió es que en las personas privadas de libertad hay más cosas  que las unen que las que las separan.

Muchas veces son las circunstancias que uno ha tenido en la vida que hacen una línea muy delgada el que se esté en un lado o en el otro. Lo que yo quería transmitir es hacer un poquito menos gruesos los muros de la cárcel y  entrar en el corazón de esas personas que, aunque hayan hecho actos delictivos, también tienen sentimientos. Hay cosas que son muy obvias, pero, a veces, deshumanizamos por completo a las personas que están en prisión, y son personas como nosotros con sentimientos, con familias, con historias, a veces, muy desgarradoras       

Carolina destaca del montaje una cosa que considera "bonita y paralela": los presos hacen una obra de teatro una vez al año frente a sus familias.

Es una día muy especial porque están trabajando durante todo el año en esa obra, y un día lo presentan a su familia. Ese día fuel el 18 de diciembre y todo nuestro elenco han asistido a alguna de las funciones de los chicos, algunos a las funciones con las familias y han podio entender lo que ellos estaban haciendo en sus personajes.

HISTORIAS REALES, FICCIONADAS
EN UNA ESTRUCTURA DRAMATÚRGICA

Las historias de la función están basadas en historias reales, en las que no interesa saber qué es ficción, porque

a la hora de ficcionar puede acercarse mucho más a cosas que la propia realidad. De todos modos las historias de cada personaje son reales, aunque la relación entre ellos no como sucede con Paqui y Furia; las anécdotas son reales también. Todo lo del grupo de teatro y sus anécdotas  me han pasado a mí. El personaje de Furia es un "alter ego" en la vida real, y ha habido conversaciones grabadas, con permiso.

Estas historias que aparecen como aisladas al llegar al escenario, encuentran un engranaje

Ahí juega bastante el título, El cuaderno de Pitágoras, como un cuaderno de registro, y también los chicos en el módulo hacen la obra de teatro que, muchas veces, tiene parte de sus vidas. Entonces  ver cómo es la función consiste en intuir cómo es la función que los presos hicieron delante de sus familias. Lo que no son escenas aisladas.

LA PANDEMIA EN LA CÁRCEL
LA PANDEMIA EL CDN

La Pandemia no ha estado ausente del proceso y se vislumbra en el montaje.

Ellos (los reclusos) han vivido también las consecuencias de la Pandemia: las familias no han podido comer; han pasado una serie de vicisitudes en los módulos y alguno, por meterse en líos, tiene que abandonar el módulo,  y alguien ha tenido que retomar un papel… El tener que retrasar nuestro estreno por la Pandemia, hemos seguido remando, porque si ellos (los reclusos) han sido capaces con todas esas circunstancias favorables de llegar a hacer la  función, nosotros también íbamos a llegar. Me quedo con el mismo espíritu de los chicos en la función: todos remamos para que esto siga adelante. Al principio hice un dibujo muyrápido detoda laobra a la cual llegamos, pero después al caer algunos con el COVID,  Lucía Mira-Marceli (URJC), Ana Torres (ESAD de Castilla), dos chicas en  prácticas los han sustituido, y Juamma Romero, el ayudante de dirección y el resto iban apuntando los movimientos para los compañeros. Mandábamos videos porque hay muchos movimientos coreográficos. Es un elenco precioso. Todos tienen algo especial, son muy genuinos. Somos una Compañía, y aunque el teatro es una fuerza muy poderosa y los que hacemos de modo profesional lo  sabemos, en la cárcel todavía tienen un valor añadido muy fuerte porque ellos no quieren ser actores profesionales, pero el teatro ha articulado en ellos una responsabilidad, que normalmente la cárcel tiende a infantilizar. Es una especie de colegio y servicio militar. El trabajo es muy horizontal, ellos tienen que organizarse y llegar a buen puerto.     

LEY PENITENCIARIA PARA SOLO HOMBRES

Esta temática no debía reducirse a sólo los hombres, ya que la realidad que vivió Carolina abarcaba también a las mujeres presas.

El 93% de los presos son hombres, y el sistema penitenciario  está pensado para ellos. Solamente hay dos cárceles de mujeres  y el resto están en un módulo dentro de otras cárceles y viene a ser, un poquito, un cajón de sastre porque no las pueden segregar ni por delitos, ni  orientar las actividades que hacen dentro de la cárcel. Tienen costura y ya está. También la cárcel es un elemento de la sociedad y como tal padece los mismos males. Si el machismo afecta a la sociedad en la cárcel, por ejemplo, que delegan muchas veces en las mujeres significan que cuando un hombre está en prisión, y esto lo he comprobado con los chicos, las madres, las mujeres no sólo les esperan, les acompañan, sino que sostienen a las familias fuera en el 90% de los casos. Cuando una mujer entra en prisión, normalmente, si no hay una abuela que sostenga  esa familia y entra el Estado, los pisos de acogida, los Centros de menores.  Esa familia se desmorona. Los maridos se evaporan.

TRES AÑOS Y UN DÍA

Tal situación lleva a hablar de la mencionada discriminación, de la maternidad en la cárcel, de lo terrible que son los niños en prisión, los cuales están hasta los tres años y a los tres años y un día desaparecen, pues no pueden estar allí. Ello genera un análisis de

los sentimientos de las personas y dónde caben en una ley que marca tres años y un día. He querido ir a las historias humanas que hay detrás de todo un sistema penal que tiene buenas intenciones, pero carencias humanas terribles e ir un poquito a reconocernos en la cotidianidad. Los actos cotidianos son los que nos definen políticamente, socialmente e ideológicamente, donde nos podemos ver reflejados. 

EL CUADERNO DE q
FOTOS: LUZ SORIA

LOS ACTORES

Nueve actores interpretan a un variada galería a de personajes:

Manolo Caro (Furia),  Emmanuel Cea (Clemente / Hombre 1 / Yonki), GledysIbarra (Angélica, Macarena / Hija Guardia Civil muerto), Helena Lanza (Hija de Vicenta), Ascen López (Vicenta / Señora / Presas), Jorge Mayor (Pedro / Funcionario / Guardia Civil muerto), Nuria Mencía (Paqui), Pepe Sevilla (Luis Miguel), Victoria Teijeiro (Luis / Funcionaria / Presa)

NURIA MENCIA, es Paqui
ME APETECE TRANSMITIR TODO ESE DOLOR
E HISTORIAS LA DE LA MATERNIDAD

Nuria Mencía (Madrid) cursó su Diplomatura en Interpretación en la RESAD y también estudió Comedia del Arte , Técnicas Vocales y Taller de Músicos. Posee una extraordinaria capacidad de interpretar papeles cómicos y dramáticos. Ha sido nominada a los Premios Max en cinco ocasiones, obteniendo el galardón porLa respiración(CLICK) de Alfredo Sanzol, entre otros premios. Con muchos títulos en su haber, uno de los últimos ha sido El bar que se tragó a todos los españoles (CLICK), dirigida por Alfredo Sanzol. En el cine ha participado en diversos títulos y a hemos visto recientemente en Formentera Ladyy  enLos del túnel. En TV ha intervenido en diversas series. Últimamente ha participado en la primera temporada deVota a Juany en la serieCriminal.

   
  nuria doble b c d
  NURIA MENCÍA
FOTO 1: LUZ SORIA
FOTO 2: www.madridteatro.net

En El cuaderno de Pitágoras interpreta a Paqui, una presa que cumple un castigo en la cárcel. Insiste en el tema apuntado de que la Penitenciaría está diseñada sólo para los hombres y no para las mujeres.

A través de Paqui quiere representar a todos esos seres humanos y mujeres que están en las cárceles y no conocemos y nos parecen muy lejanos. Simplemente están ahí porque no han tenido la suerte y las circunstancias que nosotros tenemos. Me apetece transmitir todo ese dolor y todas esas historias que no conocemos como es la historia de la maternidad. Pensar si es mejor tener una mamá cerca para crecer o vivir en libertad. Paqui son muchísimas mujeres que aparte de cumplir  un castigo por haber hecho algo malo en la vida está en la cárcel, si  te quedas preñada todavía es una cosas más. Hasta que consigues esa libertad, hablar de la reinserción, lo cual no es tan fácil. Fui visitar la cárcel y son personas como nosotros. Ahora cuando me despierto por la mañana pienso ¿cómo estarán estos allí? Cada uno cumplimos nuestras condenas con nuestras situaciones de vida.  Lo que me gustó fue la normalidad y la naturalidad. Siento mucho pudor y responsabilidad en representarlos, porque sus vidas son muy duras. Gracias a los ojos de Ascen, de Gledys, de Manolo, de Emma, de Helena, de Vicky, de Jorge y de Pepe(los actores), y los míos, lo que hacemos es con mucho respeto representarlos y contar lo que tienen dentro.

MANOLO CARO es Furia
LA CÁRCEL SIEMPRE HA TENIDO
UN EFECTO PERTURBADOR EN MI VIDA
Y EN MIS PROPIAS CÁRCELES INTERNAS 

Manolo Caro interpreta a Furia. Desde 1988 ha participado en muchos títulos de teatro, dirigidos por nombres relevantes. En cine ha participado, también en numerosos títulos así como en televisión. Citar los títulos de estos tres medios sería confeccionar una larga lista.

   
  MANOLO CARO DOBLE
 

MANOLO CARO
FOTO 1: FACEBOOK
FOTO 2: www.madridteatro.net

Furia es una persona que está en la cárcel. Me gusta más mencionar "una persona" que decir "un preso", porque ya todos, yo el primero, me hago una composición muy rápida de imágenes y de conceptos. En la cárcel podemos estar todos y todas en cualquier momento por cosas de la vida. Me gustó mucho la escritura de Carolina en mi personaje: de cómo habla de cosas íntimas, aparentemente pequeñas, pero universales. Habla también de una realidad que siempre me ha creado mucha curiosidad. La cárcel siempre ha tenido un efecto perturbador en mi vida y en mis propias cárceles internas y, por supuesto, la representación flagrante de lo externo: los lugares donde hay gente que se queda ahí durante años, y la vuelta a esta sociedad, esta ficción, es siempre muy controvertida, muy difícil. Cuando se nombra que el 3% de las personas que están en la cárcel, solamente se reinsertan, a mí, como ser humano, me sobrecoge. Me hace ponerme las pilas: hay que transformarlo de alguna manera. Es responsabilidad de todos y de todas. Esto está pasando desde tiempos inmemorables y estamos en el siglo XXI.

TENEMOS QUE HACER UN TEATRO MÁS SOCIAL

   
EL CUADERNO DE P  
FOTO: LUZ SORIA  

Tales reflexiones encontraron  una referencia cuando Manolo Caro recibió el texto.

Cada vez más me parece que tenemos que hacer un teatro más social en todos los sentidos. No hay tiempo que perder. Hay que poner la realidad que estamos viviendo muy en la cara a todos  y a nosotros mismos. En ese sentido mi personaje como hombre que ha robado Bancos, ha tenido la mala fortuna de matar a un hombre y paga por ello, pero a la vez paga por la dificultad que tiene desde su primer permiso: cómo encontrarse con su pareja, su hijo, la calle…Después de 14  años todo ha cambiado. Es la dificultad de poder integrarse. Cuando fui a la cárcel y tuve la fortuna de ver un ensayo general de ellos, me recordaban a  niños grandes y  material dañado no sólo por su curriculum de droga, no todos consumen droga,  pero veía su cuerpo muy auténtico, muy desnudo, aún estar con ropa, y emocionalmente dañados.  Como Nuria, siento la responsabilidad de mi personaje Miguel Furia. Hay muchos Migueles y de muchas maneras. Hay muchos Furias dentro de ellos, muchos gritos sordos de sentirse víctimas de todo. Hay que defenderlos a muerte en lo íntimo, en su vida que muy parecida a la nuestra. Hay que establecer muchos puentes, porque la cárcel, cuando yo fui,  que la propia estructura arquitectónica de la cárcel es para "cagarse". Es un aislamiento mega-estratosférico y ya desde ahí creo que no estamos haciendo nada bien, de entrada. 

Tras toda experiencia vital y teatral Carolina subraya que

lo peor que puede pasar en las cárceles es que nadie entre en ellas. Quiero invitar a la Sociedad a que ven en esos muros a las personas y no sólo al delincuente.

FUNCIÓN
De martes a domingo: 18:00 h.
Encuentro con el público
Jueves 27 de enero de 2022

PRECIO
25 €
Descuentos
Cert. Disc., Desempleados, Fam Numerosa, Mayor 65, Menores 30 Años
50% 

   
   
  EL CUADERNO DE X
  FOTO: LUZ SORIA

Título: El Cuaderno de Pitágoras
Texto: Carolina África
Escenografía y vestuario: Ikerne Giménez
Iluminación: Sergio Torres (AAI)
Espacio sonoro: Nacho Bilbao y Pilar Calvo
Movimiento escénico: Elena López Nieto
Videoescena: Davitxun (AAI)
Ayudante de dirección: Juanma Romero
Ayudante de iluminación: Gustavo Segovia
Ayudante de vestuario: Tania Tajadura
Alumnas en prácticas: Lucía Mira-Marceli (URJC), Ana Torres (ESAD de Castilla)
Fotografía: Luz Soria
Tráiler: Bárbara Sánchez Palomero
Diseño de cartel: Equipo SOPA
Producción: Centro Dramático Nacional
Intérpretes: Manolo Caro (Furia),  Emmanuel Cea (Clemente / Hombre 1 / Yonki), Gledys Ibarra (Angélica, Macarena / Hija Guardia Civil muerto), Helena Lanza (Hija de Vicenta), Ascen López (Vicenta / Señora / Presas), Jorge Mayor (Pedro / Funcionario / Guardia Civil muerto), Nuria Mencía (Paqui), Pepe Sevilla (Luis Miguel), Victoria Teijeiro (Luis / Funcionaria / Presa)
Dirección: Carolina África
Duración: 1 h 45 min (aprox.)
Estreno en Madrid: Teatro Valle-Inclán (Sala Francisco Nieva), 18 - I- 2022

 
Más información
                                                   
 
José Ramón Díaz Sande
Copyright©diazsande
 
TEATRO VALLE INCLÁN
(Polivalente)
DIRECTOR: ALFREDO SANZOL
SALA FRANCISCO NIEVA
Aforo: 150
PZ. DE LAVAPIÉS, S/N
28012 – MADRID
TF. 91 310 15 00
METRO: LAVAPIÉS
Esta dirección electrónica esta protegida contra spam bots. Necesita activar JavaScript para visualizarla